lunes, 5 de diciembre de 2016

Cita a ciegas

En la mesa de al lado había una pareja que se había conocido, seguramente, por alguna aplicación como el tinder.
Él jugueteaba con el plato de sorrentinos.
Ella revolvía una ensalada césar.
El hombre pinchó un sorrentino y lo levantó con elegancia.
¿De qué signo sos?, y se metió la pasta en la boca.
¿De qué signo político?, preguntó sorprendida ella.
El hombre masticó con seducción y negó con los ojos.
¿De qué signo religioso?
Ahora él apuró el movimiento de las mandíbulas y movió negativamente la cabeza.
¿De qué signo postal?
No, no, parecía decir con todo el cuerpo el hombre.
¿De qué signo musical?
Él masticó muy rápido, pero no pudo con todo.
Pero decime, ¡¡¿sos extraterrestre, vos?!!!
Decenas de partículas de pasta estallaron sobre la mesa. Algunas cayeron sobre el plato de donde venían, otras sobre la lechuga, la panera y la camisa blanca de ella.
Ahora a la chica no le gustaba él.
Por eso sacó su celular y lo puso arriba de la mesa. 
Lo mismo hizo él.

No hay comentarios:

Publicar un comentario